Pequeña victoria

pequeña victoria
habla una tierna sonrisa
aún por florecer


Este cuadro me llamaba a un poema sobre lo que veía y lo que imaginaba, y no me pude contener. Puede que quieras hacer lo mismo. Por cierto he decidido que mis pienis, dado que (algo parecido a un haikú) son tan pequeños, no lleven título. Pudiera ser que el título fuera tan grande como el propio poema.

Miguel de Luis Espinosa